El Canal de Panamá tiene una mayor capacidad de competir en el movimiento de carga respecto a una línea férrea y cuenta con una mayor eficiencia, sostuvo el administrador del mencionado canal, Alberto Alemán.

De esa manera Alemán descartó que la futura construcción de una línea férrea de 220 kilómetros de longitud en Colombia, y que busca unir los océanos Pacifico y Atlántico, implique una competencia para el Canal de Panamá, en vista que el transporte de carga marítima es el más eficiente, de acuerdo al diario Hoy de Ecuador.

"Creo que la capacidad de Panamá de competir en movimiento (de carga) va a ser mucho más eficiente que un sistema de ferrocarril que requiere mucho movimiento", dijo el administrador, quien recordó anuncios anteriores sobre canales secos.

Actualmente en el canal panameño, por cuyos 80 kilómetros de longitud pasa el 5% del comercio mundial, se desarrolla un proyecto de ampliación para que por sus aguas puedan navegar a partir de 2014 buques de más de 12 000 contenedores, lo que aumentaría su competitividad.

La alternativa colombiana. El nuevo "canal" en tierra firme iría desde el Pacífico a una ciudad de nueva construcción cerca de la caribeña ciudad de Cartagena (Atlántico), donde los productos que se importasen de China se ensamblarían para su reexportación a otros países latinoamericanos.

Al mismo tiempo, las materias primas colombianas utilizarían el mismo enlace ferroviario aunque en sentido inverso para su exportación al país asiático.
El canal de Panamá representa aproximadamente el 5% del comercio mundial, con 13.000 a 14.000 barcos que pasan a través de él cada año.

*Con información de Reuters.