La Contraloría General de la República presentó este martes su Segundo Avance de Informe sobre la deuda de Itaipú Binacional y sus antecedentes, donde manifiesta que la entidad suministraba energía eléctrica gratuita a la ANDE y Electrobras, de Brasil, incidiendo en el saldo de la deuda desde el comienzo mismo de su entrada en funcionamiento.

El informe señaló que la deuda que asciende a US$18.703.402.000 perjudicó económicamente a la entidad, con la aplicación de tarifas ilegítimas por debajo del costo del servicio de electricidad en contravención a lo establecido en el Tratado de su creación, siendo Brasil el principal beneficiario de las medidas ilegales.

Detalle. El documento de la Contraloría manifestó que desde su puesta en funcionamiento, en el año 1984, Itaipú Binacional comenzó a operar "a prueba" suministrando energía eléctrica gratis a la ANDE y a Electrobrás, transgrediendo –ya desde el inicio– el Tratado, que en ninguno de sus puntos establece que la energía eléctrica pueda ser cedida gratuitamente.

El texto precisó que, al aprobarse la no facturación de la energía eléctrica suministrada a las empresas ANDE y Electrobrás, y al no determinarse el costo del servicio de la electricidad suministrada, al igual que el monto necesario para la amortización y el pago de las cargas financieras de los préstamos tomados por la Binacional, esta determinación incidió fuertemente en el saldo de la deuda de la Entidad desde el comienzo mismo de su entrada en funcionamiento.

“El pago de la deuda solo puede ser hecho con los ingresos provenientes de la venta de energía eléctrica”, subraya el informe.

Como consecuencia de la adopción de estas medidas, que gravemente incidieron en la vida institucional y económica de Itaipú, la Contraloría sostiene que se produjo el aumento indebido e ilegal de su deuda que, a diciembre de 2008 ascendía a US$18.703.402.000, según se observa en el Balance General de la Entidad Binacional publicado en su sitio web.

El informe señaló que la situación se debió, fundamentalmente, a que las sumas no percibidas por Itaipú por la no aplicación de la tarifa real y compensatoria, es decir, de la legal, incidieron directamente en el aumento del pasivo de Itaipú Binacional; debido a que las sumas recaudadas no cubrían la totalidad del costo operacional de la misma ni suministraban los montos necesarios para el pago de las amortizaciones y de las cargas financieras de los préstamos tomados.

La Contraloría mencionó que la inequidad de la adopción del criterio tarifario, tomado a pedido de las autoridades de la margen izquierda para el beneficio de Electrobras, en detrimento de la propia entidad binacional, en aquel entonces, propiedad exclusiva del Estado brasileño, que consiguió transferir su propio y previsible déficit financiero a la Binacional.

Finalmente, la Contraloria responsabiliza del juzgamiento a las autoridades competentes y a cada uno de los representantes nacionales en las esferas decisorias de la Binacional, quienes –por razones ignoradas, y dando la espalda a los intereses del país– preservaron los intereses corporativos de la Electrobrás, es decir, del Estado brasileño, que entonces era el exclusivo dueño de la citada empresa.

El informe fue entregado al Canciller Nacional, Jorge Lara Castro, en la sede del Ministerio de Relaciones Exteriores, con la presencia del presidente de la Entidad Binacional Itaipú, Efraín Enríquez Gamón.