La estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA) aseguró este martes que existe normalidad en el suministro de combustible en todo el país tras versiones y rumores en las redes sociales sobre un supuesto desabastecimiento de gasolina en gran parte de esta nación sudamericana.

De acuerdo con el director nacional de mercadeo interno de Pdvsa, Julio García, las estaciones de servicio ubicadas en el centro y occidente del país, donde se generaron los mayores rumores, reciben diariamente el combustible necesario para atender la demanda.

En declaraciones a la estatal Venezolana de Televisión, García confirmó el normal despacho de combustible tras una inspección en horas de la madrugada de la planta de Distribución Yagua, ubicada en el central estado Carabobo, desde donde diariamente salen más de 300 camiones cargados con combustible.

El directivo precisó que además las plantas El Palito y Barquisimeto, quienes surten a esta región, también operan con normalidad.

"Estas tres plantas despachan unas 700 gandolas (camiones de carga pesada) diarias. Damos fe de que el despacho en nuestro circuito de distribución está garantizado y que con eso garantizamos que todas las estaciones de servicio estén completamente abastecidas", dijo.

En tanto, el gerente general de la refinería El Palito, ubicada en el central estado Carabobo, Willian Arévalo, exhortó a los venezolanos a no hacerse eco de rumores sobre un supuesto desabastecimiento de gasolina.

"Las colas que se aprecian en las estaciones de servicio son producto del nerviosismo al que el pueblo venezolano ha sido expuesto por esta cadena de mensajes que se dan a través de redes sociales. Nosotros ratificamos el compromiso de PDVSA para abastecer al pueblo", manifestó.

En días recientes distintos medios de comunicación privados y usuarios a través de las redes sociales reportaron escasez de combustible en algunas localidades del país.

La semana pasada el precio del petróleo venezolano terminó en US$77 el barril, su precio más bajo en los últimos cuatro años debido a la crisis de sobreproducción de crudo que existe actualmente a nivel global.