Lima. En el marco del séptimo aniversario de creación, la Dirección General de Asuntos Ambientales Energéticos (Dgaae) del Perú indicó que conscientes de la importancia de la participación ciudadana en el proceso de evaluación se han desarrollado 2.018 talleres y 527 audiencias públicas.

Unos 2.898 estudios ambientales fueron aprobados por la Dgaae en los últimos siete años de creación, informó la titular de la Dgaae, Iris Cárdenas, quien precisó que de dicha cifra 848 fueron Estudios de Impacto Ambiental (EIA).

“La dirección que se me ha encargado es un órgano técnico normativo que tiene como funciones principales: proponer la política de conservación y protección del medio ambiente para el desarrollo sostenible de las actividades energéticas; evaluar los estudios ambientales que presenten los titulares de las actividades energéticas y fortalecer capacidades. Una tarea que, debe quedar claro, brinda una importancia a la palabra de la población directamente involucrada en un determinado proyecto“, afirmó.

Precisamente, Cárdenas Pino dijo que conscientes de la importancia de la participación ciudadana responsable, en la gestión ambiental en el proceso de evaluación de los estudios ambientales, en los últimos siete años de creación, se han desarrollado 2.018 talleres y 527 audiencias públicas.

“En estos eventos hemos dialogado con la población del área de influencia del proyecto, comunidad por comunidad y en el idioma de la zona; mecanismos que nos han servido para una mejor toma de decisiones en el proceso de evaluación de los estudios ambientales”, aseguró la directora General de Asuntos Ambientales Energéticos del MEM.

Fue al detallar que también se han realizado 19 reuniones bimestrales y 10 trimestrales entre las empresas de hidrocarburos que operan en el Bajo Urubamba, las comunidades y el Estado con el fin de mantener relaciones armoniosas y contribuir al desarrollo de esa zona del país y porque se dieron a pedido de las federaciones del Consejo Machiguenga del Río Urubamba (Comaru), la Central de Comunidades Nativas Machiguengas (Ceconama) y la Federación de Comunidades Nativas Yine Yami (Feconayy).

Cárdenas Pino añadió que en los últimos siete años se ha fortalecido las capacidades de las comunidades nativas y campesinas del área de influencia de las actividades de hidrocarburos a través de programas de pasantías en hidrocarburos en los cuáles se ha capacitado a 389 pobladores; 301 de las comunidades nativas y 88 de las campesinas.

Así mismo se han desarrollado 64 talleres o seminarios a través de los cuáles se han capacitado en temas diversos a 6 160 pobladores de las comunidades nativas de las diversas regiones de la amazonía del Perú y a los pescadores artesanales de San Andrés en Pisco.

“En estos siete años se perfeccionó el marco normativo, elevando los estándares para el desarrollo sostenible de las actividades energéticas; siendo parte de éstos, la modificación de los reglamentos de protección ambiental, de participación ciudadana; así como las propuestas de norma para los límites máximos permisibles de emisiones gaseosa y partículas, y efluentes así como los estándares de calidad de los suelos”, resaltó.

Además con la participación activa de la DGAAE en la a mesa Nº 3 y 4; que elaboraron la propuesta conjunta del Ejecutivo y las organizaciones indígenas sobre la Ley de la Consulta y el plan de desarrollo para la Amazonía.