Perú devolverá el impuesto al valor agregado (IVA) a los turistas que a su salida del país presenten los productos adquiridos durante su estancia, según se estableció en un decreto publicado en el diario oficial El Peruano, y que modifica la Ley de Exportación de Servicios.

La devolución de este impuesto, denominado impuesto general de ventas, “no se daba hasta ahora en el país, pero se comenzará a dar” una vez excluidas de esta ventaja fiscal los servicios prestados y consumidos dentro del país, explicó el ministro peruano de Economía, Luis Miguel Castilla.

El funcionario compareció en la Comisión de Comercio Exterior y Turismo del Congreso de la República para explicar las modificaciones de esa ley, aprobada en el 2010 pero cuya aplicación estaba pendiente de reglamentación hasta ahora.

Castilla argumentó que se excluyeron de la devolución tributaria los servicios como los de transporte, salud y espectáculos porque alcanzarían los 230 millones de soles —US$88,4 millones— en devoluciones.

No obstante, el decreto mantiene el tratamiento de exportación a los servicios de hospedaje, mediación, organización y venta de paquetes turísticos y exonera así a los operadores turísticos de registrarse en la Superintendencia Nacional de Aduanas y Administración Tributaria.

El ministro de Economía recordó que “países como Chile y Argentina, no tienen tantos beneficios tributarios”.