El ministerio de Energía y Minas de Perú(MEM) a través de la Dirección General de Eficiencia Energética (DGEE) viene impulsando en la población la conciencia de ahorro de energía a nivel nacional que – donde si bien es cierto- hay un avance considerable, todavía hay zonas del país donde se registra un excesivo consumo de energía eléctrica.

La DGEE señaló que, según la información estadística de la Dirección General de Electricidad (DGE) del ministerio de Energía y Minas, se puede observar que la venta de energía eléctrica por actividad CIIU a nivel nacional al cierre del año 2009, fue de la siguiente manera: Lima (43%), Arequipa (8%), Moquegua (6%), Ica (6%) y Callao (5%).

Es por ello que el MEM considera necesario hacer un llamado a los usuarios de estas regiones a que participen con mayor énfasis de las prácticas de ahorro de energía, consumiendo productos con etiquetado de eficiencia energética.

Los sectores que determinan el mayor consumo de energía en estas zonas son manufactura (pymes y mipymes) minería y residencial, por el desconocimiento de las tecnologías eficientes.

En este sentido, la DGEE hace énfasis en mencionar que antes de comprar cualquier equipo, los usuarios deben tener en cuenta que existen normas técnicas que deben cumplir los productos ahorradores que se venden en el mercado.

Precisó que se ha avanzado considerablemente y se esta trabajando con el Instituto Nacional de Defensa de la Competencia y de la Protección de la Propiedad Intelectual (Indecopi) y el ministerio de la Producción para hacerla obligatoria como sucede en otros países, como Chile, Argentina y México, entre otros.

En este sentido los especialistas del MEM, insisten en recomendar el uso de focos ahorradores compactos o de focos LED (Diodo Emisor de Luz) para casas. Si lo que se desea es iluminar lugares comerciales o para alumbrado público, una buena alternativa es la iluminación a inducción electromagnética. “Los ahorros obtenidos pagan con creces el sobre costo que pueda representar estas nuevas tecnologías eficientes de iluminación”, indicaron.

También apuestan por el cambio de los fluorescentes de 40 watts que es el T12 por los de 36 watts que es el T8, lo que significaría un gran ahorro de energía. Los focos tipo twister (cola de chanchito) son otra alternativa.

Asimismo recomendaron a los usuarios revisar las características de los equipos, los mismos que se pueden encontrar en las placas que están adheridas a los mismos. “Si estas pasan los 1000 watios, significa que será costoso en consumo”, alertaron.

La DGEE mostró su preocupación pues de todo el menú energético residencial, aproximadamente el 60% del consumo de energía eléctrica esta compuesto por iluminación (37%) y refrigeración (29%), lo que significa que la gente está haciendo mala compra afectando su economía.

Finalmente indicaron que para un mayor avance en el ahorro de energía a nivel nacional es importante que los vendedores brinden a los usuarios toda la información necesaria sobre el consumo de energía de los aparatos que comercializan.