Lima, Andina. El ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento aprobó este domingo como empresa calificada, a la Empresa Peruana de Aguas para recibir el beneficio del Régimen de Recuperación Anticipada del Impuesto General a las Ventas (IGV) para el desarrollo del proyecto Desviación Huascacocha - Rímac.

Según una resolución suprema del ministerio publicada este domingo, dicho beneficio se otorga en cumplimiento al Contrato de Inversión suscrito entre el Estado peruano y Empresa Peruana de Aguas el 30 de noviembre del 2010.

La norma añade que el monto de inversión que realizará la Empresa Peruana de Aguas en el proyecto asciende a US$82 millones a ser ejecutados en un plazo total de un año, seis meses y un día, contados a partir de la fecha de suscripción del contrato.

El régimen de recuperación anticipada del IGV comprende el impuesto que grave la importación y/o adquisición local de bienes intermedios nuevos y bienes de capital nuevos, así como a los servicios y contratos de construcción.

El beneficio se otorgará siempre que los bienes, servicios y contratos se utilicen directamente para la ejecución del proyecto al que se refiere el Contrato de Inversión.

Para determinar el beneficio se considerarán las adquisiciones de bienes, servicios y contratos de construcción que se hubieran efectuado a partir del 30 de noviembre del 2010 y hasta la percepción de los ingresos por las operaciones productivas del proyecto.