Lima. La captura de anchoveta en Perú, usada para producir harina de pescado, marcaría este año un punto de inflexión y tocaría un récord de los últimos cinco años, luego que el sector fue golpeado por factores climatológicos que llevaron a las autoridades a reducir las cuotas de pesca para proteger el recurso.

La presidenta de la Sociedad Nacional de Pesquería, Elena Conterno, dijo el martes que este año se espera que la pesca de anchoveta supere las 3,9 millones de toneladas debido a un fuerte incremento del pez en la zona marítima del centro-norte, donde se concentra la mayoría del recurso.

"Se ha encontrado una biomasa de anchoveta muy saludable de 10,9 millones de toneladas y la cifra está por encima del 35% del promedio de la biomasa de los últimos 25 años, lo que confirma la sostenibilidad y las buenas prácticas del recurso", afirmó Conterno en entrevista con Reuters.

"Sin duda este año va a ser la mejor pesca en los últimos cinco años, sería un punto de inflexión de la industria", dijo.

Según Conterno, la captura de anchoveta en Perú se redujo en promedio a 4,1 millones de toneladas entre el 2009 y el 2017, muy por debajo de las 7,2 millones de toneladas promedio registradas entre el 2000 y 2008.

La anchoveta es clave no solo para el sector pesquero sino también para la actividad de manufactura primaria del Perú, que es el mayor productor de harina de pescado del mundo.

Según Conterno, la captura de anchoveta en Perú se redujo en promedio a 4,1 millones de toneladas entre el 2009 y el 2017, muy por debajo de las 7,2 millones de toneladas promedio registradas entre el 2000 y 2008.

"Han sido años difíciles, hemos tenido el fenómeno de El Niño por casi cuatro años, lo que generó que se reduzcan las cuotas de pesca para cuidar y mantener la biomasa", agregó.

En los próximos años, "de repente no vamos a tener un nivel de 7,0 millones de toneladas pero esperamos que podamos llegar a un nivel de 6,0 millones de toneladas, que ya pone a la industria en camino a la recuperación", afirmó.