Río de Janeiro. La petrolera estatal brasileña Petrobras firmó un término de compromiso para el financiamiento de 1.000 millones de reales (US$284 millones) con China Exim Bank, informó hoy la compañía.

En un comunicado, Petrobras aseguró que ya inició las negociaciones del contrato definitivo, anticipando la captación de recursos previstos para 2017.

El financiamiento a la petrolera está relacionado a los contratos para suministrar equipamientos y servicios ya firmados por Petrobras con suministradores chinos para atender a los proyectos de la compañía previstos en el Plan de Negocios y Gestión 2015-2019.

Petrobras vive una grave crisis económica e institucional a raíz de la descubierta de una gigantesca red de corrupción que operó dentro de la empresa en la última década, formada por políticos, empresarios y altos cargos, que se repartieron los contratos, los amañaron y los inflaron, para dividir entre ellos el excedente de dinero.

Ello provocó que Petrobras encontrara grandes dificultades para obtener financiación en los mercados internacionales y que la deuda líquida de la compañía subiera a los 392.000 millones de reales (US$112.000 millones), convirtiéndose así en la petrolera más endeudada del mundo.