Londres. El petróleo Brent subía este miércoles a su mayor nivel en seis meses por una caída de los inventarios en Estados Unidos, el optimismo sobre un posible acuerdo de rescate que evite una cesación de pagos de Grecia y las tensiones entre Irán y Occidente.

El crudo Brent para marzo subía 20 centavos, a US$116,43 por barril, en su séptima jornada consecutiva de ganancias. El contrato se encamina a su mejor cierre desde comienzos de agosto.

El crudo estadounidense avanzaba US$1,02, a US$99,43 por barril, apoyado en parte por un cierre inesperado de una planta de arenas petroleras en Canadá.

Los activos sensibles a los vaivenes de la demanda, como el petróleo, avanzaban, mientras que el euro subía a un máximo de ocho semanas por las expectativas de un acuerdo para un segundo rescate financiero de Grecia, lo que evitaría una caótica cesación de pagos por parte de Atenas.

El mercado también era alentado por un informe del Instituto Americano del Petróleo que mostró una sorpresiva caída de 4,5 millones de barriles en los inventarios de la semana pasada.

Los problemas de la oferta han fijado un piso para el precio del crudo. Irán dijo este martes que estaba listo para imponer una veda a las exportaciones de petróleo a algunos países de la Unión Europea, mientras que los inversores temen a posibles recortes en los suministros de Nigeria por revueltas en el país africano.