Nueva York. Los futuros del petróleo cerraron a la baja el viernes tras la decisión de China de elevar sus requerimientos de reserva para los bancos, mientras persisten las preocupaciones de que seguiría un alza de tasas de interés.

"Sin saber qué hará China, no querría llegar al fin de semana con muchas posiciones a largo en el petróleo, en caso que hagan algo inesperado", dijo Matt Zeman, estratega jefe de mercado de LaSalle Futures Group.

El contrato del crudo dulce ligero para entrega en enero cayó 58 centavos, o un 0,7%, a US$87,79 el barril en la New York Mercantile Exchange. El crudo Brent cerró en la ICE con una pérdida de 47 centavos, o un 0,5%, at $90,52 el barril.

Como una medida para enfriar su pujante economía, China elevó el viernes el coeficiente de requisitos de reserva de sus bancos por tercera vez en un mes. La agencia de estadísticas de China dará a conocer el sábado cifras que economistas esperan muestren una creciente inflación de precios al consumidor en el segundo mayor consumidor de petróleo del mundo.

Esta decisión es considerada una forma menos drástica de ajuste monetario que un alza de las tasas de interés. Pero dicho incremento podría darse este fin de semana por parte del Banco Popular de China luego que se emitan las cifras de inflación.

"Si suben las tasas, creo espero ventas de petróleo y bienes básicos", dijo Rich Ilczyszyn, corredor de Lind-Waldock. Añadió que el mercado podría poner a prueba los mínimos cercanos a US$83 si se produce el alza de tasas. "A cualquiera que compró crudo en noviembre, le diría que tome los beneficios ahora", agregó.

La atención se volcará este fin de semana a la reunión de la Organización de Países Exportadores de Petróleo, OPEP, en Quito, Ecuador. El jueves, el presidente de la OPEP, Wilson Pástor, dijo a la prensa que el grupo no elevará el techo de producción de crudo durante su reunión del sábado. A pesar de ello, los operadores observarán cuidadosamente los desarrollos en Quito por cualquier comentario del grupo respecto a los precios del crudo o la oferta y demanda global.

El contrato a enero de la gasolina reformulada para mezcla con oxígeno, o RBOB, cerró con una baja de 3,12 centavos, o un 1,3%, lower at $2,3093 el galón. El retroceso del RBOB se produce un día después que una pausa en una unidad clave de gasolina de la refinería Hovensa, en St. Croix, enviara los futuros de la gasolina al alza.