El presidente de Petropar, Sergio Escobar Amarilla, informó que viajará a Venezuela la semana del 8 de agosto para concretar trámites operativos entre la estatal paraguaya y Pdvsa, y a fin de sentar las bases para la amortización de la deuda vencida del ente en forma directa, sin intermediarios. Confirmó que el pasivo vencido de Petropar con Pdvsa supera los US$ 284 millones.

La intención del titular de Petropar es honrar el abultado pasivo que en la actualidad mantienen con Petróleos de Venezuela SA (Pdvsa), pero en forma directa, según el flujo de caja y sin reingeniería financiera, tal como pretendió realizar su predecesor, Juan Alberto González Meyer.

Aunque Sergio Escobar Amarilla no lo dijo, según los datos que manejamos, este cambio en la intención de pago de la deuda vencida de Petropar con Pdvsa habría generado fricciones en el círculo inmediato del propio presidente de la República, Fernando Lugo, que apostó al pago de este pasivo, pero mediante una operación fiduciaria combinada con la de mercado de valores para adquirir bonos venezolanos.

De acuerdo al proyecto inicial dicha operación se iba a realizar mediante la intermediación de César Addario Bentrón (el mismo del operativo Finelly de la ANDE) y del banco suizo-francés Societé Generale.

US$284 millones. La deuda vencida de la petrolera estatal paraguaya con su par venezolana supera actualmente los US$284 millones, más los intereses moratorios. Se trata de facturas que datan de 2008 y 2009, dijo Escobar, sobre las cuales pretenden volver a hablar ya que existen algunas dudas.

Consultado sobre el planteamiento que harían contestó que el motivo principal del viaje, que será el próximo domingo 14, no obedece a ninguna renegociación de la deuda, porque se van especialmente por trámites administrativos y operativos, como la firma de un nuevo acuerdo de provisión, que se realiza normalmente cada seis meses, y ahora pretenden negociar el plus que cobra Pdvsa por la venta de combustibles, además de agilizar la fluidez para el envío de facturas por parte de Venezuela, además de la exploración del crudo venezolano ante el interés paraguayo de reactivar la refinería de Petropar, en Villa Elisa. También dijo que tiene previsto visitar una moderna planta de refinación que posee Pdvsa.

Insistido sobre la deuda vencida reconoció que también formaría parte de las conversaciones y que pretende llegar a un acuerdo para un pago directo, sin intermediarios, y no habló de los mecanismos.