México DF. Auditores privados recomendaron a México recortar las estimaciones de crudo y gas de su proyecto bandera, dijeron dos funcionarios cercanos al tema, en el último golpe a la menguada industria petrolera del país.

Las recomendaciones de los auditores señalan que el monopolio Pemex debe recortar más de 7,000 millones de barriles de crudo equivalente en el proyecto de Chicontepec, en el sur de México, al que el país está apostando para tratar de recuperar la caída en la producción.

"Se dijo claramente que estas reservas están en revisión", dijo Pemex en declaraciones enviadas el viernes a Reuters, aunque declinó comentar las recomendaciones específicas de los auditores.

Las sugerencias, que reducirían en más de 17% los 43,000 millones de barriles de crudo equivalente (bce) de reservas probadas, probables y posibles, conocidas como "3P", que Pemex proyectó a inicios del año, fue rechazada por la dirección de Pemex, dijeron las fuentes esta semana.

"Los auditores dijeron que debido al desempeño de los yacimientos (de Chicontepec), Pemex debería reducir la estimación de las reservas allí", señaló una de ellas, que declinó ser nombrada y no estaba autorizada para hablar públicamente sobre el tema.

"Ellos piensan que la reserva 3P deber ser recortada en un tercio por el momento dado que los resultados no están alcanzando lo que fue pronosticado", añadió.

Un recorte profundo en las reservas "3P" no tendría un impacto operacional en Pemex pero elevaría los cuestionamientos sobre su estrategia para detener el declive de la producción e impedir que México, uno de los principales proveedores de crudo a Estados Unidos, se convierta en un importador neto de crudo en una década.

Auditores, contratados por Pemex para certificar sus reservas, basaron sus recomendaciones en el bajo desempeño del proyecto de Chicontepec, que ha fallado varias veces en cumplir con sus metas de producción de crudo.

La producción de petróleo de México ha caído cerca de una cuarta parte desde 2004, poniendo una gran presión en el gobierno, que depende de las exportaciones de crudo para financiar alrededor de una tercera parte de su presupuesto.

Analistas dicen que México podría convertirse en un importador neto de crudo hacia el 2015 dadas las tendencias en la caída en las exportaciones y el alza en las importaciones de gasolina y otros productos refinados.

Chicontepec, en el que Pemex ha depositado sus esperanzas para recuperar la capacidad de producción perdida en yacimientos en el mar, fue criticado ampliamente por reguladores la semana pasada como pobremente planeado y en riesgo de ser un desperdicio de miles de millones de dólares.

Pemex dijo que ya ha dicho a tenedores de bonos que el estimado de reservas podría ser afectado por una revisión del gobierno.