La planta de pañales Fanalpade, ubicada en Valencia, decidió parar sus operaciones durante dos semanas por falta de materia prima.

Así lo informó el gerente de Operaciones de la empresa que comercializa la marca Comoditos, Gerardo Cárdenas, durante la quinta jornada del Encuentro nacional con los sectores productivos en la sede del Cied de Pdvsa en la Tahona.

El directivo explicó que los retrasos de Cadivi para aprobar y liquidar las divisas que requieren para operar le han hecho perder a la compañía las líneas de crédito en el exterior.

"Para elaborar un pañal se requieren once materias primas, y basta que una falte para tener que parar. En este caso nos falta la cinta frontal que nos suministra un proveedor mexicano", precisó.

Cárdenas señaló que si bien constantemente el sector se ha venido reuniendo con diversas autoridades, persisten los retrasos en las liquidaciones de divisas de hasta 200 días en algunos casos, aunque otras son oportunas.

Si bien reconoció que hace dos semanas Fanalpade recibió algunas liquidaciones, el problema es que cada proveedor tiene un volumen de crédito máximo que vuelve a liberar en igual medida en que recibe los pagos.

En la planta de Fanalpade operan 110 trabajadores de los 135 que tiene la empresa. Aunque su capacidad instalada es de 12 millones de unidades al mes, desde 2008 produce 4 millones de pañales mensuales.

Cárdenas justifica que esto se debe a la falta de divisas, y espera que el flujo sea constante para garantizar el despacho de los proveedores y aumentar su producción.

La congelación de precios a la cual está sometida el sector también les afecta. "Necesitamos una constante revisión de los precios, para no perder por el diferencial cambiario, poder cubrir los costos y garantizar nuestra permanencia", dijo.

Maritza Dorta, presidenta de la Cámara Venezolana de la Industria de Cosméticos y Afines (Caveinca), informó que en los últimos días algunas de sus 45 empresas afiliadas comenzaron a recibir liquidaciones de Cadivi para deudas con retrasos de 200 días promedio.

Apoyo para traer maquinarias y materias primas, agilizar los trámites para importar y nacionalizar las mercancías en los puertos, y ajustar los precios congelados desde hace 18 meses por la Sundecop fueron las principales demandas de la cámara.

Dorta destacó que en el último año el sector ha invertido más de US$200 millones en el país. Entre las empresas que lo han hecho están Johnson & Johnson y P&G en nuevas líneas de pañales, L'oreal en una nueva planta de champú, Unilever y Avon, según la vocera.