Tras el decreto de expropiación de la Zona Industrial 1 de Barquisimeto, publicado hace un par de meses, los representantes de las Empresas Polar esperan ser convocados a las reuniones de conciliación por parte del Gobierno Nacional.

El director de Asuntos Públicos de la corporación, José Antonio Silva, explicó que se han estado cumpliendo los procedimientos de la adquisición forzosa de la Zona Industrial 1, pues la Procuraduría General de la República publicó los carteles en la prensa que anunciaban el inicio del proceso.

Sin embargo, Polar no ha desistido del recurso de amparo introducido ante el Tribunal Supremo de Justicia, para anular la decisión del Estado. Por el contrario, sigue esperando una respuesta.

Polar no ha desistido del recurso de amparo introducido ante el Tribunal Supremo de Justicia, para anular la decisión del Estado.

Avanza expropiación. "Nosotros estamos dispuestos a ir a esas conversaciones conciliatorias. Estamos esperando la llamada de la Procuraduría para sentarnos a discutir cuáles serían los próximos pasos y que esto tenga el mejor final", indicó Silva.

Destacó que, en caso de que no se pongan de acuerdo, "hay unos lapsos que se deben cumplir". Según las normativas vigentes, se iniciaría un juicio expropiatorio.

Hasta el momento el trabajo en las instalaciones en Barquisimeto es normal. Comentó que los trabajadores en esa región han asumido una actitud responsable.

"Están asumiendo con responsabilidad lo que para ellos es el derecho al trabajo. Ellos son motivo de admiración para todos nosotros", señaló el directivo.

Destacó que Empresas Polar no sólo está dispuesta al diálogo, sino "ante todo" a la defensa de los puestos de trabajo. "Para nosotros esa es la prioridad".

El mensaje que han enviado a los trabajadores de Barquisimeto es calma y tranquilidad.

Liberan camiones. Con respecto a la detención de los camiones de la red de franquiciados de Empresas Polar por parte de la Guardia Nacional en los últimos días, Silva dijo que "ya están siendo liberados".

Así lo confirmó también el Sargento Segundo Alvarado del Comando Regional de Operaciones Número 5 (Core 5). Vía telefónica, indicó que desde el pasado miércoles en la tarde y ayer en la mañana se dio la instrucción a los propietarios de las unidades retenidas de abandonar el patio del destacamento.

Ahí estuvieron estacionados entre 20 y 25 unidades, la mayoría pertenecientes a la red de franquicias de Empresas Polar, que despachaban mercancía a diferentes locales comerciales de la ciudad.

Este fue el resultado de un procedimiento de inspección que comenzaron a realizar los jefes de las parroquias de la Guardia Nacional, después de las órdenes dados por el primer mandatario nacional de fiscalizar camiones.

"El procedimiento continuará", dijo el sargento y destacó que en esta oportunidad no fueron levantados expedientes administrativos a los choferes de las unidades, ni se decomisó mercancía.

Negada revisión de marcas. El director de Asuntos Públicos, José Antonio Silva, Polar indicó que tal y como lo desmintiera el ministro de Comercio, Richard Canán hace unos días, no se está realizando un proceso de revisión de las marcas registradas por la empresa.

"Ante un anuncio que hicimos el sábado pasado, en el que nos dimos por notificados de que esto estaría sucediendo, hubo una inmediata respuesta del ministro desmintiendo esta investigación. Pensamos que esto no sería posible, ya que nosotros siempre trabajamos bajo las reglas. Y fue lo que ratificó el ministro", culminó Silva.