El petróleo avanzaba el jueves hacia los US$76 dólares por barril, alentado por un repunte de las bolsas de Asia y Europa ante expectativas de un crecimiento económico fuerte en China y Alemania.

Las acciones en Hong Kong y Shanghai subieron, y los valores de las compañías de recursos naturales se desempeñaron mejor que el mercado en general pues las noticias de algunas grandes fusiones corporativas también impulsaban el apetito por el riesgo en el sector.

Las bolsas europeas ganaban después de que el banco central alemán elevó su proyección para el crecimiento económico de este año.

"Recientemente hemos visto una fuerte correlación entre las acciones y los precios del petróleo, y no creo que esta conexión se deshaga en los próximos días", dijo Andy Sommer de la firma comercializadora de energía EGL en Suiza.

Comentando sobre el panorama de corto plazo de los precios del crudo, dijo: "creo que seguimos en una tendencia lateral. Siempre que no veamos que los inventarios empiezan a bajar, seguiremos dentro de un rango de US$80 a US$85 en el límite superior, y US$75 en el límite inferior".

El petróleo estadounidense para septiembre CLc1 ascendía 31 centavos a US$75,73 el barril a las 11:10 GMT.

El petróleo Brent para el próximo mes LCOc1 subía 37 centavos a US$76,64.

Los analistas minimizaban el efecto que tendría sobre los valores del crudo la agudización de las tensiones entre Irán y Estados Unidos.

El ayatola Ali Khamenei, líder supremo del país, dijo el miércoles que Irán no hablaría con Estados Unidos en el clima político actual

"Hasta que veamos algo de mayor importancia (vinculado con Irán), los mercados están dominados aún por la recuperación económica y ese tipo de problemas", dijo James Hughes, estratega de mercados de CMC Markets en Londres.

"Como es un tema que se prolonga tanto, el mercado ha perdido un poco de sensibilidad a toda esa situación", añadió.