Londres. Los precios del petróleo caían este lunes, en una volátil negociación, en medio de afirmaciones de Arabia Saudita de que podían atenderse las necesidades adicionales de crudo por las interrupciones del suministro de Libia.

* Los futuros del crudo Brent para abril bajaban 2 centavos a US$112,12 por barril a las 1535 GMT.

* Los futuros del crudo estadounidense perdían 57 centavos a US$97,31 por barril, en operaciones desde US$96,91 a US$99,96.

* Ambos contratos de referencia registraron sus mayores cierres semanales en dos años y medio la semana pasada.

* El economista jefe de la Agencia Internacional de Energía (AIE) Fatih Birol dijo a Reuters Insider TV que los reportes de la industria indicaban que alrededor de la mitad de la producción libia, de 1,6 millones de barriles por día (bpd), estaba cortada.

* Pero otras estimaciones señalaban que el recorte era de tres cuartos de la oferta del país .

* Thorbjorn Bak Jensen de Global Risk Management dijo que la situación en Oriente Medio y el norte de Africa seguía siendo muy inestable y que el panorama para los precios era extremadamente poco claro.

* "Si Arabia Saudita empieza a estremecerse, US$120 por barril es barato. Si no, y (Muammar) Gaddafi se va, y la paz y la tranquilidad se derraman en los países involucrados, US$120 es caro", dijo.

* El peor de los escenarios para los mercados del petróleo sería una interrupción del abastecimiento de Arabia Saudita misma. El país tiene la mayor capacidad de producción ociosa del mundo, y no hay otro productor que pueda cubrir rápidamente las brechas del suministro.

* El banco estadounidense Bank of America Merrill Lynch dijo el lunes que el levantamiento en Libia podría suspender por meses los suministros de petróleo del productor del norte de Africa.

* El presidente ejecutivo de Saudi Aramco Khalid al-Falih dijo este lunes a los periodistas que las necesidades de suministro adicionales causadas por los violentos disturbios en Libia habían sido atendidas

* Arabia Saudita ha incrementado la producción de petróleo para responder a cualquier escasez de Libia, pero los inversores temen que los disturbios puedan propagarse a otros productores de crudo grandes como Kuwait o Irán.

* Omán es el último de los productores en sentir el impacto de los disturbios regionales, aunque el flujo de su petróleo no ha sido afectado. El petróleo de Omán equivale a un 1% del consumo global de crudo y cualquier perturbación podría tener algún impacto en los precios del recurso natural.