El crudo Brent de Londres superó este lunes los US$119 el barril y el petróleo estadounidense tocó un máximo en dos años y media, a más de US$108, debido a que la agitación en Oriente Medio y el norte de Africa podría afectar los suministros.

A las 0702 GMT, el crudo Brent LCOc1 subía 77 centavos, a US$119,47 el barril, luego de avanzar hasta US$119,54.

A la misma hora el crudo estadounidense CLc1 ganaba 68 centavos, a US$108,62 el barril, luego de tocar US$108,74 más temprano en la sesión, su máximo desde septiembre del 2008.