Santiago. Un millonario aumento de capital que impulsa la española Endesa en su principal unidad de negocios en América Latina podría fracasar, dijo el jefe del grupo a un diario chileno, en medio de los cuestionamientos de accionistas minoritarios sobre los alcances de la operación.

No obstante, el presidente de Endesa, Borja Prado, se mostró confiado en que los minoritarios entrarán en razón y aprobarán - el próximo 13 de septiembre - un aumento de capital de US$8.020 millones para su filial chilena Enersis durante una junta de accionistas.

"Sí, sí, puede fracasar. Lo que esperamos es que todos vayan al convencimiento de que esta es una buena operación y salga adelante. Nosotros creemos que es muy buena", dijo Prado al diario El Mercurio en un reporte publicado el domingo.

Endesa busca capear la crisis europea y ampliar sus negocios en Latinoamérica con un millonario aumento de capital en Enersis, pero su intención de financiar su parte la operación aportando solamente activos ha encontrado una fuerte resistencia en el mercado chileno, especialmente de los fondos de pensiones.

En la operación, la española Endesa -firma controlada a su vez por la atribulada italiana ENEL- aportaría los activos que posee en Latinoamérica y que no están consolidados a través de Enersis, con un valor de US$4.862 millones.

Pero en el mercado dudan de los cálculos en los que se basa Endesa para valorizar los activos que cedería a Enersis, como también cuál sería el destino de los recursos frescos que aportarían los minoritarios por un monto superior a los US$3.100 millones.

Enersis, con operaciones de generación, transmisión y distribución en Argentina, Brasil, Colombia, Chile y Perú, se encuentra en medio de un agresivo plan de expansión en la región, que sería repotenciado con los activos que cedería Endesa, aseguró Prado.

Con todo, desde que a mitad de semana se anunciaron los planes del millonario aumento de capital, los papeles de Enersis han caído más de 20% en la bolsa chilena.

Entre los accionistas minoritarios ha surgido la opción de solicitar en la próxima junta de Enersis un nuevo peritaje para calcular el valor de los activos que está dispuesto a ofrecer Endesa para financiar su parte el aumento de capital.

Sin embargo, Prado desechó la opción de tener otra opinión sobre el calculo de los activos, al tiempo que no se cerró a la posibilidad de que pueda llegar un nuevo socio a Enersis si los minoritarios no suscriben el levantamiento de capital.

"Puede ser (llegada accionista nuevo). No está en estos momentos contemplado, pero puede venir un nuevo socio completamente, por qué no", manifestó Prado.