Diego Hernández, presidente ejecutivo de Codelco, estatal minera de Chile, anunció el cierre de la divisón Codelco Norte para volver al antiguo formato de Chuquicamata y Radomiro Tomic por separado.

De acuerdo al ejecutoivo, la decisión se relaciona puesto que hay una serie de desafíos que son fundamentales para el futuro de compañía y en ese sentido cada uno de los yacimientos tiene que adoptar los propios para ir interiorizándolos y ejecutándolos.

"Nosotros consideramos que cada unidad va a tener desafíos distintos y tiene que tener una administración que se preocupe de eso desafíos y no queremos distraernos. Cuando ponemos a todos juntos el resultados total no se ve mal, pero cuando vamos de unidad en unidad, los desafíos son muy importantes y tenemos que ser capaces de llevar adelante los desafíos y ese es el principal motivo de la reorganización", señaló Hernández según consigna  El Mercurio de Calama

"El desafío de Chuquicamata es ser más competitivo en los costos. Es reemplazar o sustituir la planta de óxidos que se terminan las reservas el 2014 y finalmente el desafío principal es hacer la transición de rajo abierto a mina subterránea. Eso toma tiempo y va hacer que Chuqui pase por períodos de producción muy baja, pero tenemos que hacerlo y una vez que pasemos a Mina Subterránea y todo se normalice, por el año 2020, Chuqui nuevamente volverá a ser lo que siempre fue, una de las principales minas productoras de cobre a nivel mundial. Esos son los desafíos que tenemos que hacer. En eso tenemos que concentrarnos en Chuqui", dijo Hernández, iforma el mismo medio.