El presidente de la Federación de Trabajadores Petroleros de Venezuela (Futpv), Wills Rangel, dijo que es irresponsable dar cifras del número de subcontratados en la petrolera, por lo que señaló que se iniciará un censo para saberlo.

El presidente de la Futpv, aseguró que la inclusión de los tercerizados que laboran para Petróleos de Venezuela (Pdvsa) se hará de manera paulatina, y al mismo tiempo aclaró que la aprobación de la Convención Colectiva Petrolera (CCP) 2011-2013 no está atada a la inclusión o no de este personal, como se ha querido hacer ver.

Destacó, además, que es irresponsable dar cifras del número de tercerizados que hay en Pdvsa, toda vez que se dará inicio a un empadronamiento para determinar la cantidad de trabajadores que operan bajo esa figura en la industria en cada una de las áreas.

En este sentido, el alto dirigente petrolero explicó que en la medida en que se abran espacios en Pdvsa para migrar a estos trabajadores de las contratistas a la nómina fija, se hará.

Indicó que el personal en esa situación tendrá prioridad mientras cumpla con las características, entre las que se cuenta regularidad, antigüedad, y si la actividad que ejerce es conexa e inherente a la producción de petróleo.

"Pdvsa próximamente deberá estar poniendo taladros propios a operar, y es aquí donde muchos de esos trabajadores serán incorporados fijos", aseguró.

Rangel también recordó que la nueva Ley Orgánica del Trabajo (LOT), que él mismo redactó, contempla la obligación de dar fin a la figura de la tercerización en un espacio de tres años, por lo que aún hay tiempo, "Pdvsa puede tomarse su tiempo", destacó.

Recientemente, el secretario ejecutivo de la Futpv, Eudis Girot, destacó que Pdvsa debía incorporar de manera inmediata a la CCP que se discute actualmente a los más de 7.000 tercerizados que aún pululan dentro de la estatal petrolera.

Para Girot este sería uno de los puntos de honor que debía introducirse en el nuevo esquema que regirá las relaciones obrero-patronales dentro de Pdvsa, puesto que según el dirigente, tras la renacionalización de la industria petrolera, la mayoría de estos trabajadores debía haber sido sumado a la nómina fija de Pdvsa. Sin embargo, no ocurrió.

Wills Rangel salió al paso asegurando que Pdvsa se ha ocupado del tema desde que inició el proceso de nacionalización de la industria petrolera. Destacó que en la Faja del Orinoco ingresaron cerca de 7.000 personas, mientras que en el área de taladros se sumaron más de 1.500 trabajadores, y de las actividades acuáticas y otros se incorporaron cerca de 8.500 trabajadores.

"Esto quiere decir que Pdvsa ha venido trabajando efectivamente en el tema de la tercerizacion", sentenció.

Nada que ver. Dirigentes de la industria han denunciado que la discusión de la Convención Colectiva está paralizada, y que la causa primaria es que la atención de Wills Rangel fue desviada 100% a la elaboración de la Ley Orgánica del Trabajo, que fue aprobada por el primer mandatario nacional, Hugo Chávez, el pasado 1° de mayo.

Rangel sostiene que eso no tiene fundamento, y que si bien es cierto que él debió asumir fuertes responsabilidades ante la LOT, endilgadas por el presidente Chávez, los negociadores de ambos lados se mantuvieron activos.

Verbigracia, hasta los momentos, cuenta Rangel, se ha aprobado 63% de las cláusulas de la CCP, y se espera iniciar las económicas en un tiempo perentorio.

Las cláusulas faltantes, siempre las más polémicas, solicitan un ajuste salarial de 79 bolívares (US$18,3) diarios a 125 bolívares diarios, la homologación de las condiciones de los jubilados con las de un trabajador activo, así como un sistema de salud que libere de cotizaciones a los trabajadores y que comprometa a la empresa a construir clínicas.