La producción de petróleo bajó 2,6% en el primer bimestre en comparación con el mismo período del año pasado, en tanto que la producción de energía eléctrica creció 7,5% en el mismo lapso, y la de gas lo hizo en 0,1%.

Así lo destacó la consultora privada Investigaciones Económicas Sectoriales (IES) y la cifra de producción de petróleo reafirma los argumentos del gobierno para nacionalizar el 51% de las acciones de YPF y contrasta con la afirmación de Repsol de que no había caída en la producción.

El mismo informe de IES señaló que la producción de petróleo mostró a lo largo de 2011 una caída de 6% con respecto a 2010, y  un derrumbe de 17,5% en comparación con 2004.

En tanto, la producción de energía eléctrica creció 5,1% con relación a 2010, al tiempo que la de gas natural se contrajo 3,4% versus 2010 y se ubicó un 12,4% por debajo de 2004.

En 2011 el consumo de electricidad creció 5,1% interanual, mientras que el de gas aumentó 6,4%; al tiempo que la alza en las ventas de combustibles llegó a 5,3%, en buena parte satisfecha por la mayor importación y el recorte de las exportaciones.

En cuanto al comercio exterior, las exportaciones de hidrocarburos mostraron bajas en cantidades en todos los rubros: 59,3% en gas; 38,4% en petróleo; 38% en carburantes; y 4,6% en Gas Licuado de Petróleo (GLP) y otros combustibles.

En lo que respecta a las importaciones, treparon a US$9.429 millones el año pasado, un importante 110,9% por encima de las de 2010, impulsadas por las mayores compras de los diferentes tipos de combustibles líquidos, debido al aumento de la demanda interna y a la falta de capacidad disponible de las refinerías.

En cambio, en el primer bimestre de 2012, las importaciones, crecieron 12,8%, por motivos estacionales, al pasar de US$747 millones a US$842 millones, por lo que se desaceleró el fuerte crecimiento del 110,9% registrado en el total de 2011.