Montevideo. El resto del año para el mercado de los lácteos será, por lo menos, muy bueno, con niveles de precios que se mantendrán por encima de los US$4.000.

“Como todos las commodities agropecuarias los lácteos tienen a nivel mundial una demanda muy fuerte, creciente y problemas en la oferta producto de inconvenientes climáticos que se dieron en los principales países exportadores. Es una tendencia similar a la del resto de las commodities”, dijo la técnica integrante de la Oficina de Programación y Política Agropecuaria de Uruguay (Opypa), Maria Elena Vidal.

Sostuvo que todavía los lácteos no llegaron a la cima de los US$ 5.000 por tonelada de 2007/08. “No sabemos si en los meses que siguen puede llegarse a producir su punto alto. El de hoy es un nivel alto de precio que es esperable que se mantenga durante el resto del año”, indicó.

“En Uruguay evidentemente hay una fuerte competencia entre plantas por captar leche. Además la sequía va a afectar los próximos meses porque siempre hay un desfase entre el momento en que se produce la seca y sus efectos sobre la producción. En otoño la producción será baja por el efecto climático y la demanda será fuerte por los precios internacionales”, dijo.