Lima. Unos 220.000 pasajeros se movilizarán a diario por los casi 34 kilómetros que abarca la Línea 1 del Metro de Lima, desde Villa El Salvador hasta San Juan de Lurigancho, y solo necesitarán 52 minutos, menos de un tercio del tiempo que toma hacerlo por los medios de transporte actuales.

Las obras civiles y electromecánicas del segundo tramo de esta monumental obra vial, a cargo del Consorcio Metro de Lima, fueron entregadas ayer lunes al Estado en un acto encabezado por el Presidente de la República, Ollanta Humala, y en la que participaron el jefe del Gabinete, René Cornejo, y el ministro de Transportes y Comunicaciones, Carlos Paredes, entre otras autoridades.

Al recibir las obras, el Jefe del Estado destacó que la Línea 1 del Metro de Lima contribuirá a mejorar las condiciones de vida de la población, que requiere de un sistema de transporte de calidad, rápido y seguro.

Asimismo, resaltó que el Metro permite poner en valor a la ciudad y destacó que su ejecución se hizo con los más altos estándares tecnológicos y en un plazo récord de 32 meses, permitiendo que sea entregado cinco meses antes de lo previsto.

"Este tipo de obras nos alienta a seguir avanzando en la construcción de más líneas del Metro que Lima necesita", expresó.

Por su parte, el titular de Transportes y Comunicaciones subrayó que con la culminación de la Línea 1 más de un millón de habitantes de San Juan de Lurigancho se conectarán con el resto de la ciudad y de esa manera se integrarán al proceso de desarrollo que esta experimenta.

Enfatizó que con el ahorro de tiempo que genera este medio masivo de transporte urbano las familias llegarán más pronto a sus hogares y compartirán más momentos juntos.

Refirió que para el segundo tramo de 12,4 kilómetros de viaducto elevado, que comprende desde la avenida Grau en el Centro de Lima hasta Bayóvar en San Juan de Lurigancho, se invirtieron 901 millones de dólares y se generaron más de 5.000 puestos de trabajo. Recorrer esa distancia solo toma 18 minutos.

El segundo tramo tiene diez nuevas estaciones e incluye dos segmentos de gran longitud que atraviesan el río Rímac (240 metros) y el puente Huáscar en la vía de Evitamiento (274 metros), los cuales fueron construidos con una tecnología avanzada en la que no se necesitó interrumpir el tráfico.

Paredes señaló que una vez recibidas las obras civiles y electromecánicas, el MTC hará lo propio con el concesionario operador (Consorcio Metro de Lima) y dijo que en los próximos días se iniciará la "marcha blanca" o recorridos de prueba con pasajeros, sin costo, para que estos se familiaricen con el sistema.

Indicó que el inicio de la operación comercial o con cobro de tarifa está previsto a más tardar en julio próximo.

En cuanto a la tarifa a cobrarse una vez que opere todo el trayecto del Metro, el ministro estimó que en 15 días se definirá si será la misma que rige actualmente (1,50 soles o US$0,5 el pasaje adulto y  0,75 soles o US$0,26 el medio pasaje) o si se cobrará según el tramo recorrido.

En la ceremonia participó también la alcaldesa de Lima, Susana Villarán, quien señaló que con el Metro de Lima, El Metropolitano y los corredores viales (complementarios, de integración y aproximación) se tendrá un sistema unificado de transporte ordenado, rápido, ecológico, digno y seguro, que permitirá atender la demanda de la población.