Washington. Los inicios de construcciones de nuevas viviendas en Estados Unidos repuntaron en enero a sus niveles más altos en seis meses, mientras que los permisos para edificar cayeron ligeramente menos de lo esperado, mostró este miércoles un informe del gobierno.

El Departamento de Comercio dijo que los inicios de construcción de nuevas casas aumentaron 2,8%, a una tasa ajustada estacionalmente de 591.000 unidades, revirtiendo la anterior caída, que había sido generada por las condiciones climáticas.

Los analistas consultados por Reuters esperaban que los inicios de construcción subieran en enero a una tasa interanual de 580.000 unidades.

Los inicios de construcción de diciembre fueron revisados a 575.000 unidades desde el dato original de 557.000.

Frente a enero del año pasado, los inicios treparon 21,1%, el máximo incremento desde abril de 2004.

La construcción de casas unifamiliares subió 1,5% el mes pasado a una tasa anual de 484.000 unidades, tras caer 3% en diciembre.

En el segmento más volátil de viviendas multifamiliares, los inicios aumentaron 9,2% a un ritmo anual de 107.000 unidades, luego de haber bajado 12,6% en el último mes del2009.

El sector inmobiliario está luchando para salir de su crisis, apoyado por el gasto del gobierno. La construcción de casas nuevas realizó un aporte positivo al crecimiento económico en el tercer trimestre de 2009 por primera vez desde 2005.

Pero la actividad se desaceleró fuertemente en el cuarto trimestre, y si bien la confianza de los empresarios del sector mejoró este mes, se mantiene en niveles bajos.

Los permisos para construir, un indicador sobre el futuro de la actividad, cayeron 4,9% a 621.000 unidades en enero, tras haber trepado a un máximo en 14 meses, de 653.000 unidades, durante diciembre. Los analistas esperaban unos 620.000 permisos.

El inventario de casas bajo construcción se redujo 2,3% a un mínimo histórico de 503.000 unidades, mientras que el total de viviendas que recibieron permiso para construir pero que aún no iniciaron el proceso bajó 0,9% a 94.300 casos.

Producción industrial. En un informe separado, la Reserva Federal dijo que la producción industrial en el país creció 0,9% en enero, con avances en el sector manufacturero, minero y de servicios públicos.

Tras el informe, los futuros de las acciones mantuvieron sus ganancias para abrir posteriormente en terreno positivo, mientras que los precios de los bonos de la deuda ampliaron sus pérdidas.

Los economistas e inversionistas están buscando atentamente indicios sobre la fortaleza de la actividad económica, luego de que ésta registrara una expansión sorpresivamente fuerte en los últimos tres meses del 2009.

El mercado inmobiliario ha sido uno de los sectores de mayor preocupación después de una serie de informes negativos sobre las ventas de viviendas en diciembre.

Algunos economistas temen que después de que la Reserva Federal y el Tesoro finalicen sus operaciones de compra de activos respaldados por hipotecas en las próximas semanas, las tasas de interés hipotecarias puedan subir, aumentando la presión en un mercado aún endeble