Zúrich. Los resultados del primer trimestre del banco suizo UBS decepcionaron a los inversores, ya que el prestamista registró sólidas ganancias en la banca de inversión pero la administración de patrimonio, su principal negocio, no cumplió los pronósticos.

UBS reportó este lunes una ganancia neta de 1.510 millones de francos suizos (US$1.550 millones) en el primer trimestre, un aumento del 19%, ya que su banca de inversión tuvo un desempeño más efectivo que sus rivales en mercados turbulentos.

Pero en la última década, UBS ha reducido su banca de inversión para centrarse más en el lucrativo sector de la gestión de riqueza, donde tiene el primer lugar a nivel global. Su rival Credit Suisse, que informa cifras el miércoles, está pasando por una transformación similar.

El negocio de administración de riqueza de UBS obtuvo 19.000 millones de francos en dinero nuevo, pero su ganancia operativa antes de impuestos fue de 1.130 millones de francos, bajo lo esperado.

La gestión patrimonial aporta más de la mitad del ingreso operativo de UBS, en comparación con menos de un tercio aportado por el banco de inversión.

La gestión patrimonial aporta más de la mitad del ingreso operativo de UBS, en comparación con menos de un tercio aportado por el banco de inversión.

El desempeño decepcionante de la gestión patrimonial, más sus mayores costos y la perspectiva cautelosa de UBS, presionaron a las acciones del banco, que caían hasta un 4 por ciento.

"El trimestre resultó ser una historia de dos mitades, con un comienzo exuberante en enero que fue más allá de la estacionalidad típica, seguido de un final más apagado", dijo el presidente ejecutivo, Sergio Ermotti, a analistas y periodistas en una conferencia.