Sidney. El tráfico de pasajeros internacionales aumentó un 9,2% interanual en julio, aunque se prevé que el ritmo de la recuperación del sector se ralentice por la debilidad de la demanda de los consumidores, dijo el miércoles la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (Iata).

El frágil crecimiento económico de América del Norte y Europa está retrasando la recuperación del sector de aviación, lo que afecta tanto al gasto en tráfico de ocio como al de mercancías.

La Iata, que representa a unas 230 aerolíneas de todo el mundo, responsables del 93% del tráfico aéreo internacional, dijo en su informe mensual que el tráfico internacional de mercancías aumentó un 23%. Además, prevé un beneficio de US$2.500 millones para el sector en 2010, que se comparan con las pérdidas de US$9.900 de un año antes.

El director general y consejero delegado de Iata, Giovanni Bisignani, destacó en una entrevista que Asia-Pacífico se ha convertido en la región más importante del mundo en cuanto a tráfico, con un comportamiento superior al de otras regiones durante el mes de julio.

En Asia-Pacífico el tráfico de pasajeros aumentó un 11% en julio, en América del Norte mejoró un 7,9% y en Europa se incrementó un 6,2%.

En términos generales, dijo que "lo peor ha pasado" para la industria aérea y señaló que la consolidación internacional es esencial para que el sector pueda avanzar.

Aunque la consolidación regional en Estados Unidos y Europa ha contribuido a aumentar la rentabilidad entre las aerolíneas, Bisignani cree que las compañías deben ahora consolidarse por regiones.

"Necesitamos una consolidación transatlántica para convertirnos en una industria más integrada y global", dijo Bisignani tras intervenir en un almuerzo de trabajo en Sidney.