Krasnoyarsk. Rosneft, la mayor productora de petróleo del mundo con operaciones de bolsa, tiene la oportunidad de elevar su participación en el mercado si se produce un déficit de suministros globales de crudo, dijo este jueves el presidente ejecutivo de la compañía rusa, Igor Sechin.

Rosneft, que cuenta con BP y Qatar entre sus accionistas, representa el 40% de la producción total de petróleo de Rusia, y es clave para que Moscú mantenga sus compromisos de recorte de suministros pactado con la OPEP y otras naciones fuera del cartel.

"Hoy, el mercado está muy unificado en las expectativas de un déficit estructural de petróleo en los próximos 10 años, ya que el incremento de la demanda se produce junto a una caída de la producción", dijo Sechin en una reunión de accionistas de Rosneft.

Sechin, el ejecutivo más influyente de la industria petrolera de Rusia, dijo que hacia el 2025 se estima que habrá un déficit petróleo de entre 700 y 750 millones de toneladas al año.

Sechin, el ejecutivo más influyente de la industria petrolera de Rusia y cercano aliado del presidente Vladimir Putin, dijo que hacia el 2025 se estima que habrá un déficit petróleo de entre 700 y 750 millones de toneladas al año.

Afirmó que se necesitaría una producción anual global adicional de 15 millones de barriles por día (bpd) para evitar una escasez global.

Los países de la OPEP y naciones aliadas se reúnen esta semana para discutir un posible incremento en las cuotas de producción.

"Para Rosneft (...) una situación como esta crea una oportunidad única para aumentar nuestra participación de mercado", dijo Sechin.

El ejecutivo no especificó en cuánto estaba dispuesto Rosneft a elevar su producción si Rusia se compromete junto a la OPEP a moderar el acuerdo de recortes de suministros a partir del 1 de julio.