Moscú. Rusia levantará una prohibición a la exportación de granos desde el 1 de julio, dijo este sábado el primer ministro Vladimir Putin, llevando de regreso a los mercados mundiales de granos al que anteriormente fue el tercer mayor exportador de trigo.

Rusia espera que la cosecha de granos sea "bastante buena" este año y la siembre es mejor que la del año pasado, dijo el viceprimer ministro Viktor Zubkov, quien supervisa la política agrícola del gobierno, a Putin.

"Nosotros deberíamos levantar la prohibición a la exportación de granos desde el 1 de julio", dijo Putin, agregando que Zubkov debería supervisar la situación y garantizar que los campesinos nacionales reciban el apoyo apropiado para lidiar con el fin de la prohibición. Putin no entregó detalles.

Putin anunció la prohibición a la exportación de granos y reguló los productos agrícolas el 5 de agosto del 2010, la que sería efectiva hasta el 1 de julio de este año, luego de que la peor sequía de Rusia en más de un siglo devastó a las cosechas del país.

Rusia espera cosechar oficialmente entre 85 a 90 millones de toneladas de granos este año, luego que la sequía redujo su cosecha a 61 millones en el 2010, de las 97 millones de toneladas del 2009 y los 108 millones de toneladas del 2008.

El fin de la prohibición de Rusia es importante para los productores y comerciantes de granos, e incluso para los fondos de cobertura que están intentado pronosticar el suministro a medida que aumentan las preocupaciones por el empeoramiento de las cosechas en otros productores claves, incluidos Europa y Estados Unidos.

Un aumento de los envíos de Rusia, que ha sido una fuente clave de granos de bajo costo para muchos importadores, podría hacer bajar los precios que siguen muy por encima de los niveles en los que operaban hace un año, antes de que la sequía llevara a Moscú a detener las exportaciones.

Los futuros del trigo en la Bolsa de Chicago cayeron este viernes debido a que los operadores tomaron ganancias después de una fuerte remontada de dos días.

Los campesinos rusos ya han sembrado 24 millones de hectáreas esta primavera, o 10% más que en el mismo período del año pasado, dijo Zubkov a Putin. El no especificó qué granos se sembraron.

"La condición de la cosecha de invierno es satisfactoria y nosotros creemos que este año la cosecha de granos será bastante buena", dijo Zubkov, agregando que en el sur de Rusia se podrían exportar significativas cantidades de granos desde el 1 de julio.

El permitir que las exportaciones se reanuden desde el 1 de julio aliviaría a los campesinos con exceso de producción en la región del sur, quienes no pueden enviar los granos a las regiones con déficit debido a la falta de infraestructura, y reduciría el temor de que no exista suficiente espacio en los silos cuando llegue la nueva cosecha a fines de julio.

Zubkov dijo que funcionarios supervisarían el mercado nacional para garantizar que los precios permanezcan muy por debajo de los valores mundiales, agregando que Rusia tenía más de 6 millones de toneladas de granos listas para intervenir en el mercado si fuese necesario.

La Unión de Granos Rusa, un poderoso grupo de cabildeo de la industria, ve el superávit exportable de Rusia en más de 15 millones de toneladas en la cosecha año 2011/12, que comienza el 1 de julio.