Tegucigalpa. El nuevo ciclo cafetero 2011-2012 inició oficialmente el 1 de octubre último, con una expectativa de obtener una cosecha récord de seis millones de quintales, lo que generaría un ingreso en divisas de US$1.500 millones, estimó el presidente de la junta directiva del Ihcafe, Asterio Reyes.

El incremento de la cosecha sumado a los buenos precios en el mercado internacional han generado que ese producto se ubique en el tercer lugar como fuente de ingreso de divisas al país, superado únicamente por las remesas y la maquila —ensambladora—, y desplazando al turismo de ese sitial.

Las remesas familiares superan los US$2.000 millones y las ensambladoras casi unos US$2.000 millones, mientras que el turismo en 2010 sumó cerca de US$600 millones, según fuentes oficiales.

La presente temporada cafetera se presenta como una opción ante el desempleo que impera en el país centroamericano, ya que en todas las zonas productivas se requerirá de la contratación de aproximadamente un millón de personas.

La nueva cosecha involucrará a más de 100.000 familias, que en un 92% están conformadas por pequeños productores que residen en 15 de los 18 departamentos del país, detalló Reyes.

Agregó que en el año cafetero 2010-2011 Honduras obtuvo una cosecha récord de 5,2 millones de sacos de 46 kilos, ubicando al país como el primer productor del aromático en Centroamérica, tercero en Latinoamérica y sexto a escala mundial.

En los mercados internacionales el precio del café ha experimentado un incremento de más del 100%, en la cotización del aromático tipo arábico —de alta calidad— $1,10 a $2,30 la libra —medio kilo—.