La escasez de insumos para el riego -necesarios en las épocas de verano como esta-, el desabastecimiento de repuestos para maquinarias y las medidas para aplacar el contrabando en los sectores fronterizos obstaculizan la producción de carne y leche, rubros con fuerte presencia en Los Andes y Zulia.

Se suman las trabas para transportar alimentos por las protestas contra el Gobierno en exigencia de soluciones a la inseguridad y escasez desde hace nueve días.

Todos estos factores sazonan un caldo de cultivo que puede derivar en una inflación de hasta 40% en el sector agropecuario, indican varias fuentes consultadas.

Jorge Prado, presidente de Confagan Zulia, asegura que hay problemas con los despachos de gasoil y fertilizantes. A su vez, está obstaculizada la movilización de productos como leche, queso y carne a los mercados periféricos por la ruta Zulia-Barquisimeto- Valencia-Caracas. “Los choferes que trasladan cavas cargadas con queso y carne no viajan por temor a ser agredidos o a que los paren en las alcabalas por el contrabando”, comenta.