La falta de inclusión del tema turístico como motor de desarrollo dentro de las políticas de promoción de inversiones, así como el estancamiento en la instalación de mayor oferta hotelera, preocupa al sector privado involucrado en este tipo de actividades.

La preocupación se centra, según Mariano Beltranena, presidente de la Cámara de Turismo de Guatemala (Camtur), en que las agendas que buscan atraer inversiones, no incluyen a ese sector.

Según Beltranena, aunque el gobierno del presidente Otto Pérez Molina ha mencionado que el turismo es un eje de desarrollo económico, se sabe que hay funcionarios que han mostrado cierta resistencia a impulsar tal sector.

“Él mismo tiene en su propio Gabinete a funcionarios que no están cien por cien convencidos”, resaltó el directivo.

Juan Carlos Paiz, comisionado presidencial para la Competitividad, aceptó que el turismo no está incluido en el plan de atracción de inversiones, aunque refirió que el tema “está incluido de alguna forma”.

Agregó que de una propuesta hecha por el sector privado, la cual se tomaría en cuenta para formar la Agenda Nacional de Competitividad, se tomaron propuestas de 26 actividades productivas.

En tal propuesta se incluyó la necesidad de impulsar US$1.100 millones anuales para todos los sectores privados, incluyendo manufactura mediana y turismo, entre otros, añadió Paiz.

Jaime Díaz, director del Programa Nacional de Competitividad (Pronacom), señaló que en la primera versión de la Agenda de Competitividad no se incluyó el tema turístico.

Explicó que cuando se lanzó la agenda aún se estaba elaborando la Política de Turismo y el Instituto Guatemalteco de Turismo (Inguat) pidió que se incluyera, pero eso fue pocas semanas antes de lanzar la agenda de competitividad.

Díaz agregó que el turismo se agregó en la nueva versión de la agenda de competitividad.

El turismo ha tenido un leve crecimiento durante el 2012, con 2,3% en el número de visitantes y de 1,4% en ingreso de divisas, según el acumulado de enero a julio de este año, comparado con el 2011.

A julio se registró el ingreso de un millón 69.805 visitantes y US$784 millones en divisas.

En la actualidad, el Inguat prevé que las expectativas generadas por del Oxlajuj Baktún del cambio de Era Maya que se celebrará el 21 de diciembre se tiene previsto un crecimiento del sector de 8%; sin embargo, Pedro Duchez, director de ese Instituto, refirió que de no ser por esa actividad, ese comportamiento no se lograría.

Hoteles. Se estanca oferta. Otro problema que enfrenta el turismo es el estancamiento de la inversión  hotelera,  indicó Mariano Beltranena, presidente de Camtur.

“La atracción de inversiones en hoteles está estancada, el sector  hotelero tiene que despegar todavía en el país y para eso primero se tiene que trabajar bastante más el tema de la infraestructura y el tema de seguridad”, aceptó Juan Carlos Paiz, comisionado de Competitividad.

Las inversiones más recientes en hoteles grandes fueron  la de Camino Real en Antigua Guatemala, inaugurado en febrero del 2010, además del Vista Real en ese mismo municipio, y más recientemente Los Pasos Tikal y Las Lagunas,  en Petén.

Recientemente el director del Inguat, Pedro Duchez,  aceptó que no se han instalado hoteles grandes, pero añadió  que  conoce proyectos en Antigua, Petén y Quetzaltenango, aunque más pequeños.

Coincidió con Beltranena que para hacer atractiva una inversión  se debe antes  aumentar el número de visitantes para que estas inversiones   sean viables.

Juan Carlos Zapata, gerente de Fundación para el Desarrollo de Guatemala, expuso que uno de los problemas es que el Inguat no ha desarrollado bien los destinos turísticos.   

El Inguat posee un reporte actualizado a marzo del 2012, en el cual incluyen clasificaciones de  hoteles, hospedajes, pensiones, autohoteles y moteles. Sin embargo, hace una clasificación de establecimientos recomendables de los cuales refiere que hay  en el país  575  que  ofrecen 13.553 habitaciones y  44.599 plazas cama. 

En el país existe el Buró de Convenciones, que aglutina a grandes hoteles (estrellas) para la atracción de turismo de negocios, congresos y convenciones. Aparte, se  impulsa la instalación de un complejo de convenciones, posiblemente en el Parque de la Industria.