Una nueva investigación por colusión, esta vez en el mercado peruano, afecta a otra empresa chilena en momentos que siguen los coletazos por el pacto de las compañías para subir el papel tissue en el sector nacional.

Se trata de una indagación en la que se ve envuelta la distribuidora de gas Lipigas, que tiene entre sus controladores al grupo SantaCruz y a empresarios chilenos como Andrónico Luksic y Leonidas Vial.

El Diario Financiero informó que las empresas investigadas son: Repsol Gas del Perú SA, Zeta Gas Andino SA, Llama Gas SA, Forza Gas E.I.R.L y Lima Gas SA. Justamente esta última es filial de la chilena Lipigas que fue adquirida el 2013.

Las pesquisas están a cargo de Instituto Nacional de Defensa de la Competencia y de la Protección de la Propiedad Intelectual (Indecopi), de Perú, el cual señaló que el pacto se generó para subir los precios de los cilindros, especialmente los de los 10 kilos.

Además, “las firmas habrían acordado no traspasar a los consumidores una reducción de los impuestos asociados al hidrocarburo, ni tampoco la baja del 1% en el IVA (IGV) decretada por la autoridad”, informó el Diario Financiero.