La administración chilena del puerto de Arica incrementará, a partir de la fecha, costos de operación a la carga boliviana en 10,72% de forma unilateral, por lo que el gobierno rechazó esa decisión que se apoya en un argumento falso de que el ajuste sería parte de un convenio de 2014, informó la Administración de Servicios Portuarios de Bolivia (ASPB).

El director de ASPB, David Sánchez, aseguró que la decisión vulnera el Tratado de 1904, que garantiza el libre tránsito boliviano, y advirtió que tiene una consecuencia directa en la competitividad porque eleva los costos de importación y de exportación por el uso del puerto de Arica, donde el 80% de la carga es nacional.

“Hemos recibido notas hace menos de dos semanas de las autoridades portuarias de Chile sobre una decisión unilateral de que van a incrementar tarifas para el puerto de Arica en 10,72%, señalando  que ellos ya habían negociado en 2014. No existe esa documentación (de negociación)”, afirmó en una entrevista con el canal estatal.

Sánchez calificó de “falsa” la existencia de una negociación para el incremento de costos en 2014, más aún, dijo, cuando en una reunión en Arica, en noviembre de 2015, se acordó que este tipo de temas y otros deben ser trabajados en el marco de un acuerdo firmado al más alto nivel de Cancillerías.

“Lo que estamos viendo, nuevamente, de parte de las autoridades chilenas, es un desconocimiento de esas reuniones de cancillería, autoridades de aduana y portuarias. Nosotros hemos enviado una respuesta a través de la Cancillería desconociendo y rechazando esas decisiones de las autoridades portuarias”, afirmó.

El incremento, de acuerdo a la comunicación remitida a Bolivia, rige desde este 15 de junio. “Ellos están decididos a asumir un incremento tarifario”, denunció y recordó que las decisiones que toma Chile en torno a los puertos encarecen en 300% los costos y afectan la competitividad boliviana en el exterior.