Ciudad del Cabo. La firma Royal Dutch Shell continuará con su programa de perforación mar adentro para cumplir con la creciente demanda global de crudo, dijo el domingo el presidente ejecutivo de la empresa.

El anuncio surge en medio de los temores de las autoridades de que este tipo de actividades puedan derivar en crisis medioambientales similares a la que ha ocasionado el derrame de petróleo de la empresa BP en el Golfo de México.

"Debido al incremento en la población y al aumento de necesidades energéticas en el mundo en desarrollo, vamos a tener que desarrollar esos recursos en alta mar también, por lo que espero que sigamos adelante, aunque necesitamos algunos cambios", dijo Peter Voser, durante un foro global en Ciudad del Cabo.

Voser afirmó que Shell no habría perforado el pozo que ha derramado cientos de miles de barriles de petróleo en el océano Atlántico en más de un mes en la forma en que lo hizo su competidor BP.

"No habríamos perforado el pozo en la misma forma. Tenemos otros procedimientos de seguridad alrededor del mundo. Pero creo que esto también dará una lección a otras compañías", afirmó.

Los precios de las acciones de BP se han desplomado mientras la firma británica lucha por controlar el pozo, en medio de los reclamos de los parlamentarios estadounidenses de que la empresa evadió ciertos procedimientos en la perforación para ahorrar tiempo y dinero.

Voser dijo que las nuevas propuestas del gobierno estadounidense para tratar de evitar accidentes similares en el futuro coincidían con los protocolos de seguridad actuales de Shell.

"Si se analiza lo que (el secretario del Interior Kenneth) Salazar está proponiendo cambiar ahora en términos de regulación en Estados Unidos, puedo decir que coincide bastante con nuestros estándares globales (de seguridad)", dijo Voser.