Santiago. Trabajadores sindicalizados de la estatal chilena Empresa Nacional del Petróleo, Enap, amenazaron con interrumpir el suministro de gas natural al productor de metanol canadiense Methanex Corp., si el gobierno no abandona su controvertido plan de aumentar los precios del producto.

Las protestas por el alza del 16,8% en los precios del gas, que debería hacerse efectiva el 1 de febrero en la región de Magallanes, la más austral del país, han generado disturbios masivos que han prácticamente paralizado la ciudad de Punta Arenas, la mayor de la región, y costaron la vida a dos mujeres el martes en la noche.

"Le estamos pidiendo al gobierno que no suban el precio del gas en Magallanes, así de simple. Esperamos que nos den una respuesta durante el día", dijo Clemente Gálvez, titular del Sindicato de Trabajadores de ENAP Magallanes. Agregó que en caso que se proceda con las alzas, los trabajadores ya han acordado cortar el suministro a Methanex, aunque declinó mencionar cuándo se procedería con el corte de gas.

Por su parte, la estatal chilena dijo que "garantizará en todo momento el suministro de gas, tanto para el sector domiciliario de la Duodécima Región, como para el sector industrial de la misma".

La propuesta apunta a llevar los precios del gas natural de la región de Magallanes, que son subsidiados por el gobierno, a niveles de mercado y para promover las inversiones para la exploración en la región.