Francfort. La aerolínea alemana Lufthansa está abierta a aceptar una mediación para zanjar la disputa con el personal de cabina en torno a salarios y condiciones laborales, después de que el sindicato amenazara con lanzar una huelga el viernes, dijo este miércoles un ejecutivo.

Un segundo día de una huelga convocada por el sindicato UFO, que representa a cerca de dos tercios de los 18.000 asistentes de vuelo de la aerolínea, tuvo como consecuencia el martes la cancelación de más de 350 vuelos y dejó a 43.000 pasajeros varados.

El sindicato, que pide un alza salarial del 5% y garantías de que no se tercerizarán empleos, amenazó el martes con realizar una huelga de 24 horas a lo largo de Alemania el viernes si Lufthansa no accedía a sentarse en una mesa de mediación.

El ejecutivo de la división de pasajeros de Lufthansa, Peter Gerber, dijo a periodistas este miércoles que veía a la mediación como "una solución menos que ideal", ya que cualquier mediador externo tardaría demasiado tiempo en entender las complejidades de la estructura salarial de la compañía.

Gerber señaló que Lufthansa sólo aceptaría una mediación si queda restringida a asuntos salariales y excluye otros temas, como el uso de trabajadores tercerizados.

En Alemania, cuando ambas partes de un conflicto aceptan una mediación, deben abstenerse de acciones de huelga mientras dure el proceso.