Madrid. Los máximos ejecutivos de ACS, Atlantia y Hochtief dejaron el jueves claro que su asociación para comprar la concesionaria española Abertis es a largo plazo y no busca dividir los activos de la empresa.

"El acuerdo no es para despiezar y repartir los activos, es un proyecto a largo plazo", dijo en una rueda de prensa el presidente de ACS, Florentino Pérez.

Los ejecutivos de las tres compañías firmantes del acuerdo se mostraron además convencidos de que el proyecto conjunto tiene un gran potencial para generar valor para los accionistas y capacidad de inversión.

Reunidos en Madrid tras confirmar en la víspera un acuerdo que pone fin a una guerra de varios meses de ofertas públicas de adquisición, Pérez, Giovanni Castelucci y Marcelino Fernández Verdes coincidieron en que el acuerdo supone una gran oportunidad para todas las empresas involucradas.

El presidente ejecutivo de la italiana Atlantia, que calificó el proyecto conjunto como un "desafío ambicioso", mostró su satisfacción porque la operación incluya una toma de participación del 24,1% en Hochtief, la filial alemana de ACS, a la que calificó como "la mejor constructora del mundo".

Por su parte, el consejero delegado de Hochtief, Marcelino Fernández Verdes, destacó que la filial tiene identificados proyectos en diversas partes del mundo para los próximos cuatro años valorados en unos 200.000 millones de euros.

Sin poder facilitar detalles del acuerdo que han de ser comunicados antes al regulador bursátil, Florentino Pérez sí confirmó que la nueva empresa que gestionará los activos de Abertis será española, con la presidencia decidida por ACS y el consejero delegado por Atlantia, el socio mayoritario del holding.