El ministerio de Minería solicitó la asignación de al menos US$1.000 millones en el Presupuesto General del Estado 2011. De este monto US$70 millones se dirigirán a la industrialización del litio. El requerimiento supera en 233% la asignación 2010.

Así lo confirmó el ministro de Minería, José Pimentel, al ser consultado sobre los recursos que necesitará su cartera para encarar diferentes proyectos del sector el 2011.

En la presente gestión, el PGE asignó a esa cartera de Estado cerca de US$300 millones, por lo que el presupuesto solicitado para el 2011 representa un incremento “sustancial”, señaló la autoridad. Sin embargo, Pimentel aclaró que se trata de un monto inicial. “Veremos cuánto nos aceptan en el Ministerio de Economía y Finanzas”, agregó,

Sobre el destino de los recursos, el ministro precisó que US$70 millones se emplearán para iniciar la etapa de industrialización del litio y los otros recursos evaporíticos (como el sodio y el potasio) que están almacenados en las reservas del salar de Uyuni (Potosí). Añadió que también se comenzará con la producción de cloruro de potasio y carbonato de litio en escala reducida en esa rica zona en Potosí.

El resto de los recursos se distribuirán en otros proyectos prioritarios como el nuevo ingenio para procesar estaño que se instalará en Huanuni y en la industrialización del cobre. La asignación, complementó, “la estamos discutiendo a nivel del gabinete ministerial y el Ministerio de Economía y Finanzas Públicas”.

Las fuentes de financiamiento provendrán del Tesoro General de la Nación, otros financiadores y recursos propios generados por Huanuni, agregó la autoridad. El PGE 2011 será presentado al Legislativo antes de fin de 2011, una vez que el sector público entrege sus requerimientos.