La agencia de calificación financiera Standard & Poor’s rebajó entre dos y tres escalones la nota de cinco banco lusos.

Los bancos son Banco Santander Totta, Caixa Geral de Depósitos, Banco Espirito Santo, Banco BPI y Banco Comercial Portugués.

La evaluación llega después de la decisión de Standard & Poor’s  de recortar el rating de la deuda de Portugal, tras el rechazo parlamentario al nuevo plan de ajustes del gobierno, consignó Hispanidad

La decisión de la agencia alienta un eventual rescate, después de la renuncia del primer ministro, José Sécrates, que profundizó la crisis política-económica. 

Hasta ahora, la UE permanece inalterable en su decisión de frenar la oleada de rescates para el país ibérico.