Santiago. La chilena Sonda, la principal empresa de servicios de tecnología de la información (TI) de América Latina, reportó este jueves un crecimiento de 146% en su utilidad en el 2017, impulsada por la venta de su participación en una filial y un efecto cambiario positivo.

Sonda registró una utilidad de 64.895 millones de pesos (US$105,6 millones) entre enero y diciembre, mientras que los ingresos crecieron un 3,1%, ante un mejor desempeño de sus negocios de TI y de Plataformas.

La empresa informó a inicios del año la venta de la totalidad de su participación en la filial Transacciones Electrónicas a un fondo estadounidense. La operación generó un efecto extraordinario por US$55,7 millones.

"Adicionalmente, en la determinación de los impuestos influye un efecto cambiario positivo de US$16,5 millones a diciembre de 2017", explicó.

En tanto, el EBITDA (ganancias antes de impuestos, intereses, depreciación y amortización) subió un 5,0% a 101.909 millones de pesos (US$165,8 millones).

La compañía, con casa matriz en Santiago, tiene unidades de operación en Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, Ecuador, México, Panamá, Perú y Uruguay.