Francfort. ThyssenKrupp AG advirtió que los costos de inicio en sus siderúrgicas en Brasil y Estados Unidos serán varios cientos de millones de euros mayores que los esperados, tanto por el alza de los precios de las materias primas como por problemas medioambientales.

Las acciones de la mayor acería alemana caían este viernes después de que dijera que "requerimientos financieros más altos" de las plantas en Brasil y Estados Unidos habían hecho que la deuda neta saltara en 3.700 millones de euros (US$5.000 millones) para el final del 2010.

La firma revisó al alza su previsión para pérdidas operacionales de la unidad Steel Americas a un rango de una cifra alta de tres dígitos en millones de euros. El panorama previo era una cifra media de tres dígitos.

Las acciones de ThyssenKrupp caían un 2,54% a 30,34 euros a las 1150 GMT.

Factor ambiental. Analistas dijeron que los problemas ambientales en Brasil y otros asuntos técnicos podrían haber provocado un gasto mayor, aunque las abruptas alzas en los precios del coque probablemente también sumaban presión.

ThyssenKrupp no entregó detalles en la declaración.

La pérdida del primer trimestre en Steel Americas subió a 378 millones de euros desde los 71 millones de euros del 2009.

ThyssenKrupp mantuvo su panorama de ganancias ajustadas antes de intereses e impuestos (EBIT) de un alza de cerca de dos tercios a aproximadamente 2.000 millones de euros el 2010/2011.