ElEconomista.com.mx. La Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio y Departamentales (Antad) reportó un magro crecimiento en ventas de 0,1% en las tiendas con más de un año de operación de sus asociados y que es el peor resultado en el histórico disponible del grupo.

Y es que incluso en 2009, cuando la economía mexicana estuvo en recesión (se contrajo 4,7%), las ventas a mismas tiendas de la asociación lograron un incremento de 0,8%, de acuerdo con sus propios datos. 

Para diciembre del año pasado, dichas tiendas tuvieron una caída de 0,4%.

En conferencia de prensa, el organismo detalló que el retraso en la liberación de inversión y gasto público, el subejercicio del presupuesto programado, la tardía dispersión de fondos en programas sociales, así como las diversas marchas y movimientos sociales a lo largo del país, y los fenómenos meteorológicos Manuel e Ingrid, que afectaron más de 5.960 tiendas, influyeron negativamente en el comportamiento de las ventas para el año que finalizó.

Incluyendo las aperturas del año, la Antad que preside Vicente Yañez Solloa tuvo un crecimiento de 5,1% en comparación con el 2012, alcanzando un monto de 1.128 millones de pesos (US$84,9 millones).

Por línea de mercancía, el sector autoservicio fue el más afectado, pues tuvo una contracción de 0,6% en el periodo acumulado de enero a diciembre del 2013, en contraste con el resultado del año anterior, cuando creció cuatro por ciento.

Ropa y calzado crecieron durante el año anterior 2%, 4,4 puntos porcentuales más que 6,4% de crecimiento que reportó para el 2012, en tanto que mercancías generales crecieron 0,5%, mientras que en el 2012 lo habían hecho 4,9%. No obstante, la Asociación, que engloba a 103 cadenas comerciales del sector retail, del país indicó estar optimista para el 2014 y proyecta un crecimiento en la economía del país cercano a 3,4% anual.

Asimismo, aseveró confiar en las recientes reformas ejecutadas por el presidente Enrique Peña Nieto, sobre todo la energética.

Exigen seguridad. Sobre la ola de inseguridad en México, que ha afectado a cadenas comerciales en los últimos días, la Antad hizo un llamado al gobierno federal para garantizar la seguridad y gobernabilidad, y es que hace dos días Femsa refirió que cinco tiendas Oxxo fueron dañadas en Hidalgo y el Estado de México, de las cuales dos fueron incendiadas.

“Exigimos a las autoridades federales y locales condiciones que garanticen la seguridad para la inversión, y demandamos investigar a fondo los hechos de violencia que afectan sensiblemente a la sociedad, a las familias consumidoras, a las empresas y sus colaboradores, a los comercios y a todo tipo de negocios”, refirió su presidente.

3930

* Lea además en ElEconomista.com.mx Snowden niega ser espía ruso