Hablar de carros eléctricos no es nuevo. Hablar de su producción masiva sigue siendo un mito. Pero esconder que los pocos que ya están en el mercado son la base de una industria que cambiará por completo el negocio automotriz es imposible. Por eso, el anuncio hecho desde Tokio, Japón, por los más importantes ejecutivos de Toyota, ya puso a sus competidores a adelantar proyectos y a los que no los tenían en mente, a abonar un terreno en el que las más grandes marcas del negocio llevan recorrido unos buenos miles de kilómetros ya. Ellos advierten que en 2050 la torta de ventas será muy distinta a la que se ve hoy.

De acuerdo con un artículo publicado en el Wall Street Journal sobre las declaraciones de los ejecutivos de Toyota, para el año 2050 la mayoría de las ventas de carros en el mundo serán de vehículos híbridos que usen gasolina y celdas eléctricas o aquellos totalmente eléctricos que eliminarán por completo el uso de combustibles fósiles. Y eso, dicho por el mayor fabricante de carros en el mundo, se convierte en una voz autorizada para los consumidores de los cinco continentes.

“No será fácil que los autos a gasolina y diésel sobrevivan”, manifestaron justo después de recordar que por eso están trabajando intensamente en los que van a impulsar el futuro. El gran reto para todos los protagonistas de la industria es que los gobiernos de cada país logren desplegar toda la infraestructura necesaria como por ejemplo las estaciones de carga para los carros, o la modificación de la ley arancelaria en otros países para que no se les cobre el impuesto de entrada si son vehículos que certifican ser limpios en sus emisiones.

El otro reto está en la fabricación de las baterías. Hace unos cinco años, los principales propulsores de este tipo de piezas sostenían que la duración debería ser más alta pues a la hora de terminar su vida útil, se convertirían en basura tecnológica que también le pasaría una cuenta de cobro elevada al medio ambiente.

“Toyota, que se ha concentrado en los híbridos, el año pasado comenzó a vender autos con celdas de combustible que operan con hidrógeno y expulsan agua por el escape. Los autos de celdas de combustible, que pueden ser cargados en minutos y tienen un rango de conducción más amplio que los vehículos eléctricos, están mejor adaptados a los viajes largos que los autos eléctricos, dice Toyota”, publicó el WSJ en su edición digital.