Toyota Motor Co. elevó su perspectiva de ganancias de operación para el año fiscal actual que termina en marzo a 1,15 billones de yenes (cerca de US$12.300 millones).

Toyota incrementó el pronóstico de ganancias en 100.000 millones de yenes (cerca de US$1.070 millones) con respecto a su cálculo previo debido a la depreciación del yen y a los esfuerzos para reducir costos.

El gigantesco fabricante de autos japonés también incrementó su pronóstico de ganancias netas de grupo para el año a 860.000 millones de yenes (cerca de US$9.200 millones), 80.000 millones de yenes (cerca de US$860 millones) más con respecto al cálculo previo.

Las ventas de Toyota en China en 2012 cayeron más de un millón de unidades que lo previsto debido a la tensión bilateral por las islas disputadas. La ganancia neta de este año financiero en China podría caer en 30.000 millones de yenes (cerca de US$320 millones).