Tokio. Toyota Motor Corp está lista para reanudar la construcción de una planta de montaje de vehículos en Brasil y en Misisipi, las que fueron pausadas en medio de la crisis financiera mundial, informó este jueves el diario de negocios Nikkei.

Sin embargo, una portavoz de Toyota dijo que la mayor automotriz del mundo no ha tomado una decisión sobre la reanudación de los proyectos.

La planta en Brasil, que sería la segunda de Toyota en el país, montaría vehículos pequeños para el mercado local, con una capacidad de producción anual apenas por encima de las 100.000 unidades.

La planta en Brasil montaría vehículos pequeños para el mercado local

Las operaciones podrían comenzar en 2011, sostuvo Nikkei.

Los planes sobre la planta fueron elaborados en el verano boreal del 2008, pero el proyecto fue congelado cuando comenzaron a caer las ventas de vehículos, dijo Nikkei.

En los primeros cuatro meses de este año, Brasil superó a Alemania para convertirse en el cuarto mayor mercado automotriz mundial después de China, Estados Unidos y Japón, dijo el diario.

Toyota también planea una planta en el Misisipi, posiblemente a mediados del 2011, dijo el Nikkei. Originalmente tenía previsto iniciar sus operaciones este año, la instalación produciría unos 100.000 vehículos modelo Corolla sedán al año, afirmó el diario.