Oslo. Los trabajadores de los servicios petroleros de Noruega suspendieron este viernes las negociaciones sobre salarios con las compañías, lo que acercó al sector a su segunda paralización en dos meses y a una mediación del gobierno como siguiente paso formal para resolver la disputa.

Las conversaciones se habían reanudado el jueves tras un lapso de tres meses y la suspensión incrementa la posibilidad de una acción laboral a partir de la segunda quincena de septiembre.

"Las partes en las negociaciones de servicios petroleros han terminado formalmente las negociaciones", dijo Per Inge Grimsmo, funcionario del sindicato Industri Energi. "Esperamos poder dialogar nuevamente antes de las conversaciones obligatorias con el mediador estatal", aseveró.

Noruega, el octavo mayor exportador de crudo del mundo, produce alrededor de dos millones de barriles de crudo, gas natural líquido y condensado por día. El país es también el segundo mayor abastecedor de gas de Europa.

Los mayores productores de crudo frente a las costas de Noruega incluyen a Statoil, Shell, ConocoPhillisp, Eni y BP.

El vital sector petrolero de Noruega se vio afectado el mes pasado cuando los trabajadores de la producción realizaron una paralización de 16 días debido a los salarios y al derecho de jubilación anticipada.

La huelga cortó la producción petrolera en un 13% y el bombeo de gas natural en un 4%. Los trabajos sólo se reanudaron cuando el gobierno intervino porque las firmas amenazaron con despedir a los trabajadores.

Aunque a los empleados del sector energético no se les permite ir a huelga de nuevo dentro de un periodo de dos años, los trabajadores de servicios no fueron parte de la última acción laboral, de modo que la restricción no se aplica a ellos.

Los empleados de servicios petroleros demandan actualmente condiciones similares a las del personal en plataformas mar adentro, que trabaja menos por un mayor salario.

"Consideramos que presentamos una buena oferta de un aumento salarial del 4% anual y una mayor compensación por trabajar noches y feriados", dijo Eli Ane Nedreskaar, portavoz de la Asociación de la Industria del Petróleo de Noruega.

"Esperamos que las negociaciones con mediadores estatales resuelvan estos asuntos", señaló.