El presidente de la Federación de Trabajadores de la Industria Eléctrica (Fetraelec), Ángel Navas, anunció que a partir de hoy los trabajadores del sector se declaran en emergencia y en asamblea permanente debido a la desmejora laboral que han sufrido los trabajadores.

Navas señaló que, en la medida en que no haya respuestas a las propuestas que por años los dirigentes han formulado a la directiva de Corpoelec, recrudecerán las acciones al punto de la paralización.

El dirigente explicó que la decisión fue muy difícil de tomar; sin embargo, destacó que una de las condiciones es salvaguardar el servicio para los usuarios.

“(Los trabajadores eléctricos) tenemos tres años con el contrato colectivo vencido, mientras que cuatro sin aumento, además de 30.000 obreros devengando un salario mínimo”, aseveró Navas.

Por otra parte, el sindicalista señaló que otro de los graves problemas que los aquejan es la inseguridad laboral que se vive en las instalaciones eléctricas en general, la cual ha dejado ya a siete personas incapacitadas y a cuatro muertas.

Asimismo, Navas denunció que las normas laborales las han convertido en judiciales, pues el Sebin aparece en cualquier evento, antes de una investigación, a llevarse detenidos a ingenieros y trabajadores.