La Paz. Los transportistas bolivianos esperan la autorización del gobierno chileno para llevar carga al Perú a través de un paso provisional como alternativa al bloqueo de caminos que realizan comunarios del sur peruano en rechazo a un proyecto minero.

Así lo informó este lunes el presidente de la Cámara Internacional del Transporte Internacional de La Paz, Jhonny Ayllón, quien mencionó que el camino alterno pasaría por las poblaciones de Tambo Quemado y Santa Rosa, en plena frontera entre Perú y Chile.

“Se nos ha comunicado que las empresas de transporte deben solicitar un permiso ocasional para el tránsito por el cruce de frontera Santa Rosa. Pero eso es un trámite que las empresas de transporte deben gestionar (ante el Viceministerio de Transporte)”, explicó.

Desde el lunes 9, habitantes del departamento peruano de Puno iniciaron el bloqueo de caminos y el cierre del puente internacional de Desaguadero, que provocó que unos 700 camiones (la mayoría bolivianos) estén detenidos.

Desde Lima, la agencia AFP informó que el Gobierno peruano autorizó a las Fuerzas Armadas a intervenir para poner fin al bloqueo de rutas en la frontera entre Perú y Bolivia. La autorización justifica la excepcional medida señalando que las Fuerzas Armadas "pueden actuar excepcionalmente en apoyo a la Policía Nacional del Perú para la protección de instalaciones estratégicas para el funcionamiento del país y servicios públicos esenciales".

Anoche, el vicepresidente Álvaro García Linera manifestó que el Gobierno boliviano estará a la espera de una pronta solución al bloqueo que se desarrolla en la región de Puno-Perú. "Nosotros en ese ámbito somos respetuosos de los mecanismos que lleva adelante el Gobierno peruano, no queremos entrometernos en la política interna, solamente nos queda esperar y confiar de que será resuelto lo más pronto posible".