La presencia de turistas argentinos en Uruguay tuvo un descenso de 16% en los primeros 15 días de enero de 2013, en comparación con le mismo período del año anterior, según manifestó la ministra de Turismo y Deporte, Liliam Kechichián en el programa En Perspectiva de El Espectador de este martes.

En números, ese porcentaje representa que en esas dos semanas llegaron al país 153.000 argentinos, 28.000 menos que en 2012 cuando –en ese mismo período- llegaron 180.000.

“Estaba dentro de lo que esperábamos”, dijo la ministra. “Habíamos decidido un renunciamiento fiscal muy importante producto de analizar una coyuntura que era absolutamente diferente a la que veníamos teniendo en los últimos años. Las medidas proteccionistas argentinas crearon un escenario muy diferente”, declaró.

“Tenemos que analizar más profundamente a dónde salieron los argentinos y qué tipo de producto compraron”, dijo Kechichián.

A Chile. Este martes, el portal de La Nación de Argentina informó que en los primeros días de 2013 unos 40.000 argentinos cruzaron la Cordillera para veranear en Chile, un destino que viene en aumento en la temporada estival.

“La señal de la presencia argentina es fuerte y puede constatarse a simple vista, a través de la multiplicación de autos que transitan por la región de Valparaíso, perfectamente distinguibles por su patente de letras blancas sobre fondo negro”, indica la nota.

La cifra de argentinos que fue a Chile en lo que va del año es una marca histórica. De los 40.000, el 80% optó por la región de Valparaíso, principalmente las playas de Viña del Mar y Reñaca, “algo que echó por tierra el temor inicial en la industria turística local que alertaba sobre un posible impacto negativo a propósito de la situación económica y las trabas cambiarias en la Argentina, señaló La Nación.

El director del Servicio Nacional de Turismo de Valparaíso, Milos Miskovic, destacó el crecimiento de turistas de Argentina. “Seguimos creciendo en el mercado argentino: ya es una tendencia desde la última temporada, con un crecimiento del 20%”, expresó.

Los atractivos para los turistas argentinos han sido las playas y la conveniencia de precios de artículos, tales como los productos electrónicos y ropa.

“Las compras comienzan en la ciudad de Los Andes, primera parada después del paso fronterizo de Los Libertadores (Cristo Redentor), a 268 kilómetros de Mendoza. Allí, tierra donde los dólares y las tarjetas de crédito mandan, los argentinos pueden olvidar las restricciones a la importación de lavarropas, heladeras y pantallas, entre otros, con ahorros de hasta un 50%”, indica la nota, en la que se señala que el ahorro en ropa es de 30%.

“Pese al 15% de recargo impuesto por la AFIP en las operaciones de compra con tarjeta de crédito o débito en el extranjero, a contar de setiembre pasado, no son pocos los argentinos que siguen optando por comprar artículos tales como pantallas en Chile. Incluso, gran parte de ellos está dispuesto a pagar el 50% sobre el excedente del límite máximo de US$150 sin franquicia”, señala el reporte.